Saltear al contenido principal
Existe El Mejor Momento Para Enviar Emails

Mejor momento para enviar emails ¿existe el ideal?

Sin duda, hay detalles importantes que debes conocer para cuidar tu presupuesto, uno, es el mejor momento para enviar emails.

Cuando hablamos del momento no nos referimos solamente al horario, aunque también. Hacemos más bien referencia a la oportunidad.

Pues hay que entender todo este contexto para lograr que las comunicaciones sean mucho más eficaces de lo proyectado.

 

Hablemos del email marketing

Antes de entrar en materia es ideal conocer un poco más acerca del email marketing y la importancia que tiene.

A través de él puedes lograr muchas cosas, publicidad, comunicación, difusión de un nuevo producto o servicio.

También estar en las fechas especiales para tus clientes y acompañarlos en sus victorias, triunfos o nuevos logros.

Además, podrás responder solicitudes, hacer seguimiento de un producto o servicio enviado o comunicar de acuerdo al objetivo de negocio.

Mejor dicho, el email es una herramienta bastante importante, que sigue vigente pero que necesita un cuidado especial.

Por eso antes de hablar del mejor momento para enviar emails, es importante entender un poco cómo construirlos.

 

¿Qué debes hacer antes de construirlo?

Hoy en día este canal ha permitido que muchas marcas se mantengan fuertes, incluso en época de crisis.

Logrando así que su comunicación siga activa y perdure el relacionamiento que tienen con sus usuarios.

Pero para hacerlo, las empresas tienen que recorrer un largo e importante camino para lograr optimizar la comunicación.

 

Primero los datos

Cada que tengas oportunidad, convierte un acercamiento en un dato valioso que después te podrá servir para comunicar.

Bien sea que estés en crecimiento o seas una marca grande, es fundamental que constantemente nutras tu base de datos.

Por ejemplo, para dar a conocer un producto o enviar una muestra de tu nueva colección, necesitas tener un email.

Una dirección, un celular, en fin, datos básicos que te permitan si quiera acercarte a las personas por varios medios.

Otro ítem a tener en cuenta son los intereses, qué les gusta a las personas, qué ven, qué compran – compraron.

Así será mucho más fácil hacer comunicación dirigida en ofrecer lo que las personas quieran comprar o tener.

También es bueno que sepas si es casado, soltero, su cumpleaños, para llegar con un detalle u oferta ideal.

Mejor dicho, antes de determinar cuál es el mejor momento para enviar un email, deberás tener bien alimentados los datos.

Crea formularios dentro de tu web, invita a las personas a realizar concursos y que a cambio te den datos.

Mejor dicho, si no has empezado aún estás a tiempo para recolectar la información que necesitas para comunicar.

 

Personaliza las comunicaciones

Cuando ya tengas la información necesaria para entregarle a tus usuarios lo que buscan, llega el momento de personalizar.

Nada peor que generar correos “masivos”, es decir una comunicación general para toda tu base de datos.

Crea segmentos en donde puedas tener distintas agrupaciones o tipos, divídela por gustos, preferencias, afinidades o tipo de compras.

Mejor dicho, manda un mensaje masivo más segmentado, así te aseguras de enviarle las cosas a quienes pueden interesarse.

Aloja en esos mensajes campos dinámicos como tipo de compras recientes, color preferido (por estudio), nombre o hasta facturación.

En estos momentos en que las personas están cuidando su presupuesto (dada la crisis), es cuando debes ser más oportuno.

Así que tu deber es ser riguroso con el tipo de contenido que envías, incluso con el presupuesto que inviertes.

 

¿Preparado?, lee a tu público

Existen bases que debes saber para entender cuál es el mejor momento para enviar emails, una de ellas: el día.

Expertos en el mundo recomiendan que se eviten los días lunes ¿por qué? varios motivos, ¿cómo te sientes un lunes?

Quizás cansado, con ganas de seguir los planes que no terminaste el fin de semana y con la bandeja llena.

Además muchas personas también pueden tener mayor incremento en sus actividades, tareas pendientes, planeación, etc. ¡Entonces no será buen día!

Pero no podemos decirte cuál sería el mejor día, pues eso varía de acuerdo a tu producto, servicio o mensaje.

Para eso recomendamos hacer una prueba con dos mensajes que tengan el mismo enfoque, pero contado distinto.

Es decir, otro texto, otra imagen y demás elementos pueden ayudar a que un email tenga más apertura que otro.

A eso nos referimos con leer a tu público, pues este se puede comportar de manera distinta dependiendo el sector.

Con esta prueba ya sabrás de qué manera moverte, eso sí, te recomendamos hacerla con varios mensajes, horas, días, etc.

 

Las horas soñadas

Quizás muchos esperarían que la primera hora del día es ideal para enviar un correo, pero puede pasar lo contrario.

Y quizás lo mismo del lunes, es decir, las bandejas de entrada pueden estar más llenas y las personas planeando.

Es mejor intentar con nuevas horas, 9 o 10, en donde se supone que ya ha bajado el tráfico agitado.

Esta es una recomendación para envíos en la mañana, pero como lo dijimos anteriormente no es una regla matemática exacta.

Depende mucho del enfoque de tu negocio y el sector económico y/o productivo en donde se mueva tu público.

Igual también es bueno probar en horas de la tarde, cuando las personas se dirigen o están en casa.

 

¿Qué día enviarlo?

Muchos apuestan por el martes, pues las personas ya han leído su bandeja de entrada y la tienen al día.

Además porque su semana ya está diseñada de una manera en que les genera menor ansiedad que el día lunes.

También podrías probar con el miércoles o jueves que son días intermedios, pero por favor olvídate del fin de semana.

Eso sí, si vas a enviar una oferta exclusiva hazlo antes del día, así es menos probable que se olvide.

Y si tienes un mayor presupuesto podrás hacer un refuerzo una semana antes de la promo para prepararlos.

 

Después de un registro, un momento ideal

Lo que sí podemos garantizar es que no te debes quedar en silencio cuando las personas actúan como esperas.

Es decir, si querías un registro da las gracias y muéstrale a las personas lo que podrán tener por hacerlo.

Puedes emplear envíos automatizados para asegurar que el mensaje siempre llegue en el momento, hora e instante adecuado.

 

La creatividad en momento de crisis

Mantenerte activo en momentos de crisis también será recomendable para generar una conversación con tu público.

Aprovecha para contarles qué está pasando contigo, qué novedades tiene la empresa o qué hace para ofrecer lo mejor.

Muéstrale tus diferenciales y no te olvides de darle una vuelta creativa para que ese contacto no se pierda.

 

¿Listo para el envío correcto?

No te olvides de cuidar cada detalle de tu comunicación, la imagen, personalidad de marca, el tono y la oportunidad.

Con esto bien aplicado sabrás que en realidad siempre será un mejor momento para enviar emails, porque estarás preparado.

Pero aún existen más cosas para tener en cuenta y ser efectivo ¿quieres conocerlas? Escríbenos o contáctanos y déjanos saberlo.

 

Volver arriba